Banner

PM Retail Solutions

case_study_web_pm_retail

UN NUEVO COMIENZO

Apenas cuatro meses después del lanzamiento de PM Retail Solutions, un fabricante de mostradores para tiendas, el dueño de la empresa Ted Hope empezó a darse cuenta de que el valor de sus contratos crecía considerablemente. Para el arranque de la marca, eran buenas noticias obviamente, pero también significaba que Hope tendría que reconsiderar su estrategia comercial.

Por esa época, PM Retail Solutions actuaba esencialmente como una intermediaria contratando subcontratistas para fabricar las unidades para los puntos de venta. El problema era que, con los grandes contratos que entraban, el proceso de fabricación se estaba tardando más de tres meses, lo cual obligó a Hope a abrir su propia fábrica de ladrillo y cemento, y por consiguiente, a encontrar los empleados y equipos necesarios.

Esto fue un éxito y, en menos de seis meses, la compañía estaba haciendo negocios por cerca de $450.000, con un beneficio neto del 25 al 27 % y un ingreso bruto de más del 50 %. Pero esto también acarreó nuevas dificultades.

«Nos estábamos autofinanciando, pero a medida que hacíamos más ventas, había cuentas por cobrar que totalizaban cerca de $150.000, dinero que no se vería durante por lo menos 60 días,» dice Hope. «Fue en ese momento en que pensé que era hora de recurrir al factoraje.»

«UTILIZAR EL CRÉDITO DEL CLIENTE CUANDO UNO MISMO NO TIENE UN BUEN CRÉDITO ES UNA BUENA TÁCTICA.»

Ted Hope, Presidente de PM Retail Solutions Inc.

UNA SOLUCIÓN DE FINANCIAMIENTO ENSAYADA Y COMPROBADA

Habiendo trabajado con Liquid Capital anteriormente, cuando era copropietario de otra empresa fabricante de mostradores, Hope conocía la solución de factoraje de cuentas por cobrar así como el servicio y la asistencia excepcionales de la compañía. El factoraje había ayudado a su antigua empresa a superar el doble de sus ventas en 18 meses, pasando de $1.4 millones a $4 millones, de modo que esperaba que esta solución le permitiría a PM Retail Solutions lograr lo mismo.

En un momento en el que su nueva empresa aún no cumplía con los requisitos para obtener un financiamiento bancario, Hope logró que Liquid Capital le diera una aprobación previa para asegurarse de que los fondos estarían disponibles cuando él los necesitara, pero esperó un poco antes de tirar el gatillo.

«Yo quería que PM demostrara su madurez a sus clientes, de modo que no utilicé a Liquid Capital inmediatamente. Pero a medida que los negocios aumentaban obtuve una aprobación previa, la cual me permitió recibir en un día $60.000 para mi cuenta bancaria cuando inicié el proceso,» dice. «El factoraje nos permitió liberar nuestro flujo de caja durante un período de precariedad para la joven empresa, lo cual nos hizo casi de inmediato autosuficientes. Tenemos la capacidad de hacer pagos contra reembolsos por casi todo lo que producimos y tenemos mejores términos porque tenemos dinero en el banco.»

En este momento, PM Retail Solutions está implementado el factoraje de manera selectiva, utilizándolo únicamente para cumplir con los pedidos de uno de sus clientes más grandes y para pagar por adelantado los materiales costosos (como la madera) y los costos de mano de obra. En menos de dos meses, Liquid Capital ha obtenido tres financiamientos para PM Retail Solutions por un total de cerca de $100.000.

«EL FACTORAJE ME PERMITE DORMIR MEJOR, YA QUE PUEDO TOMAR DECISIONES EN CUANTO A LAS COMPRAS Y AL CRECIMIENTO DEL NEGOCIO; PUEDO ADQUIRIR MÁS EQUIPOS PARA MEJORAR LAS VENTAS Y NO TENER NINGÚN TIPO DE PROBLEMA EN CUMPLIR CON LA NÓMINA O CON LOS ACTUALES COMPROMISOS.»

Ted Hope, Presidente de PM Retail Solutions Inc.

UN ENFOQUE DE CRECIMIENTO INNOVADOR

Hope cree que el factoraje es una excelente herramienta para cualquier empresa – sobre todo una nueva – y que se puede utilizar para fomentar un crecimiento sólido, progresivo y beneficioso. En el caso de PM, el factoraje le está permitiendo a Hope continuar construyendo una sólida reputación, atrayendo clientes con amplios márgenes y aceptando proyectos cada vez más grandes.

«SI SE ES UNA NUEVA EMPRESA, NO SE TIENE CRÉDITO NI HISTORIAL CREDITICIO DE UNA INSTITUCIÓN MEJOR ESTABLECIDA. AL MISMO TIEMPO, SE ESTÁ SUJETO A UNA GRAN CANTIDAD DE DIFICULTADES DE PAGOS CONTRA REEMBOLSOS Y FLUJO DE CAJA. EL FACTORAJE REDUCE LA PRESIÓN, PERMITE QUE EL NEGOCIO PUEDA CAMINAR SOLO Y PROPORCIONA LA SEGURIDAD NECESARIA PARA ACEPTAR PEDIDOS QUE TAL VEZ NO HUBIERAN PODIDO FINANCIARSE.”

Ted Hope,Presidente de PM Retail Solutions Inc.

Además, según Hope, todo esto es posible y sin las desventajas comúnmente relacionadas con el financiamiento de deudas.

«No estamos endeudados. La mayor parte de nuestras cuentas por cobrar nos pertenece y ya hemos recibido el pago de 80 % de las que están pignoradas con Liquid Capital,» dice. «Así reducimos nuestra exposición y no quedamos comprometidos con una deuda.»

«EN TIEMPOS DE DESCONFIANZA POR PARTE DE LOS BANCOS Y DE COMPETENCIA POTENCIAL, EL FACTORAJE ES VERDADERAMENTE UNA EXCELENTE ALTERNATIVA. ES TANTO ASÍ QUE NI SIQUIERA ESTOY PLANEANDO PEDIR NINGÚN TIPO DE PRESTAMO.»

Ted Hope, Presidente de PM Retail Solutions Inc.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *